cirugía braquioplastia

Qué es y cómo se realiza la cirugía braquioplastia

La cirugía de braquioplastia es una intervención por la que se extirpa el exceso de piel en la parte superior de los brazos. Este procedimiento suele ser necesario cuando el paciente ha adelgazado mucho en poco tiempo, posiblemente debido a haberse sometido a una cirugía bariátrica (de reducción de estómago), y la piel de las extremidades queda muy fláccida.

Cómo se realiza la braquioplastia

Se trata de una intervención sencilla que, salvo en los casos más complicados en los que el área sobre el que hacer el lifting de brazos sea mayor, se emplea anestesia local. Además, el procedimiento es sencillo; dura aproximadamente dos horas y el paciente podrá irse a casa a las pocas horas de haber finalizado la intervención.

En la braquioplastia, se realiza una incisión en la cara interna de la parte superior del brazo (la que va desde el codo a la axila) para retirar la piel sobrante. Si el descolgamiento de piel es leve, se podrá hacer una "mini braquioplastia" y, por tanto, la incisión se efectuará solamente en la axila. En todo caso, la cicatriz siempre irá en la parte interna del brazo y será prácticamente imperceptible.

Tras eliminar la piel, si hay mucha grasa se hará también una liposucción. Se acabará tensando el tejido de soporte subyacente y remodelando la zona con suturas internas. Los puntos de sutura que se aplican son absorbibles y se retiran en unos 15 días. Por último, se coloca una prenda de compresión que el paciente deberá llevar durante las siguientes dos semanas. Transcurrido ese tiempo, ya podrá hacer vida normal, pudiendo apreciar los resultados a los pocos meses de la cirugía.

La braquioplastia suele ser muy demandada por mujeres, ya que con el paso de los años ven cómo sus brazos están más fláccidos y, en algunos casos, esto lleva a acomplejarlas. Además, esta técnica también suele prescribirle tras una operación de reducción de estómago, puesto que el paciente va a perder mucho peso. Pero, hasta que la pérdida de peso no se ha estabilizado, no puede sometérsele a la braquioplastia.

Cuidados tras la intervención de braquioplastia

El médico analizará cada caso y hará unas recomendaciones personalizadas a cada paciente. Pero, como norma general, se suele aconsejar aplicar aceite de rosa mosqueta en la cicatriz y no exponer esa zona al sol durante los siguientes 6 meses después de la operación. De esta manera se logrará disimular casi por completo la cicatriz.

Por lo demás, la cirugía de braquioplastia es una intervención sencilla que no acarrea complicaciones. En nuestras clínicas de Huelva y Sevilla, estamos especializados en distintas técnicas de cirugía de la obesidad, tras lo cual también llevamos a cabo diferentes técnicas de cirugía plástica postbariátrica. Ponte en contacto si estás interesado en realizarte una cirugía de estas.

Sin comentarios

Añadir un comentario